derechos-humanos-960x500

79% sostiene que en el país no se respetan los derechos humanos, de acuerdo con los resultados de una encuesta nacional realizada por el Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública de la Cámara de Diputados.

 

En la recta final de la administración del presidente Enrique Peña Nieto, 7 de cada 10 mexicanos está insatisfecho con las acciones del gobierno federal en defensa y protección de los derechos humanos de las personas. Incluso, 79% sostiene que en el país no se respetan los derechos humanos, de acuerdo con los resultados de la encuesta nacional “Derechos humanos y política migratoria”, realizada por el Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública de la Cámara de Diputados en su reporte de octubre.

A esto se suma la desconfianza también hacia las instituciones de investigar y en su caso castigar la violación a derechos humanos y comisión de delitos, toda vez que 79.9% considera que el sistema de impartición de justicia en el país es “malo”.

Leer: Gobierno de EPN acepta todas las recomendaciones de CNDH, pero cumple menos del 20%

La muestra fue levantada entre el 17 y el 20 de julio a nivel nacional en viviendas, cuatro meses antes de la conclusión del sexenio del presidente Enrique Peña Nieto y los resultados demuestran la desconfianza y desaprobación de la estrategia de protección a los derechos humanos de los mexicanos y de los migrantes, incluso antes de la crisis humanitaria que vive la Caravana de migrantes hondureños que buscan llegar a Estados Unidos y iniciaron su travesía el viernes 21 de octubre al cruzar la frontera de México con Guatemala.

Ante la pregunta, ¿qué tanto considera que se respetan los derechos humanos de los inmigrantes centroamericanos al tratar de incursionar al territorio nacional? 40% responde que “poco”, 24% dice que “nada” y sólo 10% responde que “mucho” y 21% considera que “algo”. Y cuatro de cada 10 asegura que se respeta poco el derecho de libre tránsito de los migrantes en México.

Aunque la encuesta es de percepción, Animal Político documentó hace tres años en la investigación Cacería de migrantes, el endurecimiento de las medidas migratorias a través del Programa Frontera Sur, lo que provocó un aumento en las detenciones. Mientras en 2013 hubo 14 mil detenciones, pasó a 30 mil en 2015.

La estrategia gubernamental incluyó mayor vigilancia en la ruta del tren conocido como La bestia y sus alrededores, lo que orilló a los migrantes a buscar nuevos caminos. Por eso que uno de los testimonios advertía que el plan mexicano no buscaba protegerlo “¿O es que protegernos es perseguirnos como animales? Lo que están haciendo es ponernos en bandeja para los criminales”.

Respecto a los connacionales que buscan migrar hacia Estados Unidos, 15.8% de los encuestados aseguran que la mejor protección es la generación de empleos  en México. Otro 15.6% considera que se debería buscar diálogos y acuerdo con el presidente Donald Trump, mientras que otros proponen apoyo legal gratuito a migrantes.

Violación a derechos humanos

En marzo de 2016, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) publicó el informe “Situación de los derechos humanos en México”, en el que advirtió una grave crisis de derechos humanos generalizada en el país.

Aunque el gobierno mexicano, a través de la Secretaría de Relaciones Exteriores, rechazó dicha afirmación, existen casos ya emblemáticos en el país respecto a violaciones a derechos humanos, como la desaparición de los 43 estudiantes de la normal rural de Ayotzinapa en 2014 y la presunta ejecución extrajudicial de civiles por parte del Ejército en Tlatlaya, Estado de México.

En la encuesta, 72% se considera insatisfecho con las acciones del Gobierno Federal en defensa y protección de los derechos humanos en México. Sólo 16% considera que en el país sí se respetan los derechos humanos, mientras que 79.4% opina lo contrario.

Leer: Ministerios Públicos resuelven solo 1 de cada 6 denuncias penales presentadas por la CNDH

Además, aunque la presencia del Ejército en tareas policíacas ha sido una política permanente en el país, 47% desaprueba el uso de la fuerza pública como método para mantener el orden.

Grupos vulnerables, los menos protegidos  

Los encuestados advierten que los derechos de los grupos vulnerables como niños, personas de la tercera edad y con discapacidad no son reconocidos en el país. Lo que varía es el porcentaje.

Casi 50% considera que los derechos de los niños no son respetados en el país y el que menos se protege es el derecho a la protección del maltrato y el abuso. En tanto que 55% advierte que no se reconocen los derechos de las personas de la tercera edad.

Respecto a la pregunta si se considera que se cumplen los derechos de las personas con discapacidad considerando el principio de igualdad de oportunidades, 75% considera que no. La desigualdad, incluso, está presente en la infraestructura. 47% considera que las vialidades y banquetas son las menos accesibles para quien vive con alguna discapacidad, pero otros espacios también son poco accesibles, como las escuelas, hospitales y oficinas públicas.

En tanto, 75% dice que tampoco se respetan los derechos de las comunidades indígenas en el país y 56% ha presenciado un acto de discriminación hacia alguna persona por pertenecer a una comunidad o pueblo indígena.